¿Por qué no se han extinguido las listas de correo electrónico en la era de los medios sociales? (II)

(Primera parte aquí)

El correo electrónico está en todas partes

Si tienes un blog es probable que tengas más conocimientos tecnológicos que la mayor parte de tus amigos. A pesar de tener varias cuentas de email (una de tu proveedor de internet, compañía de cable o de teléfono, otra de un servicio gratuito como hotmail o gmail, una para el trabajo, y otro para el teléfono móvil, etc), puede que prefieras no usar el correo electrónico gran parte del tiempo. Esto puede ser verdad también para otros blogeros que están permanentemente conectados por Twitter.

Así que cuando piensas en suscriptores, lo primero que te viene a la cabeza es el RSS. Y está bien, es natural  para ti, pero recuerda esto:

Tú no eres tu audiencia.

Piensa en ello. Tu audiencia es probablemente menos sofisticada técnicamente que tú. No saben ni les importa lo qué es RSS. No quieren descargar e instalar y aprender un nuevo sistema para recibir tus novedades. Y no, no entienden qué es ese pequeño icono naranja de RSS en su navegador y tampoco saben cómo integrarlo para suscribirse y seguir las actualizaciones. No es para ellos.

Por lo tanto, a menos que estés escribiendo para un público muy geek, tus lectores no son tan propensos a sentirse cómodos con Twitter, RSS e incluso Facebook. Eso también está bien, no es peor que lo tuyo o lo mío, simplemente es gente que no se centró en las nuevas tecnologías de mensajería. Así que deja de tratar de convencerlos de que están equivocados (o, peor aún, son estúpidos), y adáptate a ellos.

Dales una opción de suscripción por correo electrónico.

Porque todos tienen dirección de correo electrónico. Y así usando el correo electrónico, tienes la oportunidad de convertir un visitante ocasional de otro blog o de una búsqueda en Google en un suscriptor, un miembro de tu comunidad de base.

El correo electrónico es también clave por su ubicuidad. Puedes captar a casi cualquier persona con un formulario de suscripción por correo electrónico. Eso no es cierto para una página de Facebook o Twitter. De hecho, lo único que tienes que tener para unirte a cualquier red social es ¡una dirección activa de correo electrónico!

El correo electrónico es accesible

Un número creciente de empresas está bloqueando el acceso a las redes sociales desde sus oficinas. Hay una variedad de razones para justificarlo (control, cumplimiento de la legislación, seguridad, productividad) y si somos cortos de miras podríamos pensar que esto no importa y que es frecuente que los sitios como Facebook estén prohibidos dentro del firewall corporativo.

Sin embargo es muy improbable que el correo electrónico esté bloqueado. Un visitante que accede a tu blog desde un lugar de trabajo puede suscribirse con su dirección de correo de la empresa y tus mensajes llegarán a su destino. Problema resuelto.

El correo electrónico es también la aplicación más utilizada en los teléfonos móviles para la mayoría de la gente, aparte de, bueno, llamar por teléfono. Hablaré sobre como mejorar tus correos electrónicos para móviles, pero todos los teléfonos inteligentes cuenta con una aplicación de correo electrónico integrado y se puede llegar al usuario móvil también con un proceso de suscripción por correo electrónico.

Finalmente, el correo electrónico es de fácil acceso para personas con impedimentos visuales o dificultades de lectura. Los lectores de pantalla pueden convertir fácilmente un correo electrónico para los discapacitados visuales, por lo que es a menudo la mejor forma para ellos de acceder a un contenido como suscriptores. Esto es especialmente cierto para el correo HTML (la gran mayoría enviada hoy), ya que las características de accesibilidad en HTML, como las etiquetas alt y el título también trabajan en su correo electrónico. Las redes sociales y actualizaciones de estado son mensajes breves, basados en texto que pierden toda esta valiosa información.

El correo electrónico es el mecanismo más eficaz de suscripción disponible

Los suscriptores por correo electrónico son las mejores suscriptores que puedes tener

Ya he mencionado que un suscriptor por correo electrónico es un suscriptor comprometido, basado en el trabajo que ha tenido que hacer para confirmar la suscripción. Se necesita tiempo y esfuerzo para hacer esto, y es mucho más de lo necesario para hacer clic en "seguir" en Twitter o aceptar una solicitud de amistad en Facebook. En cierto modo, la facilidad para seguir a alguien en estos sitios sociales, mientras empuja tu número de amigos y seguidores, hace estas cuentas cada vez más carentes de sentido. Es todo demasiado casual. Y lo casual no está comprometida, no invirtió y por eso no es tan valioso para ti a largo plazo.

El correo electrónico es popular y representa un suscriptor que invierte su tiempo para que puedas contactar con él. Es bastante asombroso cuando lo piensas.

Pero la mejor parte de las suscripciones por correo electrónico es lo que puedes hacer:
  • A diferencia de un suscriptor de RSS, sabes quiénes son.
  • A diferencia del RSS y las redes sociales, puedes diseñar los correos electrónicos con tu marca para reforzar el mensaje.
  • Puedes añadir tus propios anuncios o patrocinios de terceros.
  • Puedes pedir que te digan algo más acerca de ellos mismos.
  • Puedes personalizar las interacciones con cada actualización.
  • Puedes dirigirte a segmentos sobre la base de su historial, actividad y otros datos demográficos.
  • Puedes controlar la actividad con facilidad.
  • Puedes configurar respuestas automáticas para marketing gota a gota y ventas a afiliados.
  • Puedes ofrecer recompensas e incentivos para los nuevos suscriptores.
  • Puedes probar diferentes líneas de asunto y llamadas de acción.

Y todo esto lo puedes hacer de forma automática, impulsado por tu blog, sin casi ningún esfuerzo. !Es fácil!

El correo electrónico es lo mejor para la mayoría de los suscriptores

La mayoría de aplicaciones de correo electrónico son sofisticadas, un software muy potente con años (décadas en algunos casos) de inversiones llevadas a cabo por sus desarrolladores. Pueden hacer cosas que la mayoría de aplicaciones de medios sociales apenas pueden soñar.

Esto es lo que doy por sentado en mi sistema de correo electrónico como suscriptor.
  • Clasificación, búsqueda y catalogación de los mensajes.
  • Carpetas y reglas para automatizar la organización.
  • Categorización, vistas personalizadas, archivo.
  • Reenvío, respuesta, anexos y más.
  • Disponible cuando estoy desconectado.
  • Robusto! No hay error de ballenas en tu aplicación de correo electrónico.
El correo electrónico complementa, no compite con tu blog y las redes sociales.

No me malinterpretes, soy un gran fan de los medios de comunicación social. Tengo blog, Twitter y todo los demás. Esto no es una batalla entre el correo electrónico contra las redes sociales.

Esta es la base: el correo electrónico es el complemento perfecto para tu blog y otros canales de medios sociales. Puedes utilizar tu email para enlazar a tu blog, por supuesto. Pero también se puede vincular a tu cuenta de Twitter, la página de Facebook o el perfil en LinkedIn. Se puede invitar a la gente a pinchar "Me Gusta" un artículo, por ejemplo. O hacer retweet en Twitter. Si consideras tu blog como el centro de tu sistema de marketing, los correos electrónicos a tus suscriptores son un pequeños distribuidores. Ellos pueden vincular de nuevo a tu contenido y a las conversaciones en las redes sociales.

Y por fin el beneficio final de contar con suscripciones por correo electrónico. Mejor que cualquier otro medio de comunicación, el correo electrónico puede conducir abonados a tu sitio y tus contenido en otros medios, incrementar el número de páginas vistas en el tiempo y estableciendo un círculo virtuoso, aumentando el potencial de monetización y aún más el crecimiento de tu base de suscriptores.

Agregar suscripciones por email es rápido, fácil y no supondrá trabajo

Esta es la noticia realmente buena. La configuración de las suscripciones por correo electrónico en tu blog no te llevará mucho tiempo y, si se hace bien, no será necesario mucho trabajo una vez esté en funcionamiento.

De hecho, si necesitas más de cinco minutos al día para ocuparte de tu lista de correo una vez que la hayas puesto en marcha, yo diría que algo está muy mal.

Hay varias opciones para elegir, desde utilizar tu propio sistema de correo electrónico hasta servirse de proveedores de servicios externos, como FeedBlitz, que puede manejar esto por ti. Algunos son gratuitos, otros de pago, y todos tenemos características diferentes, distintas tarifas de precios y así sucesivamente.

Habrá un post al final de la serie #LBB sobre cómo elegir un proveedor, pero si estás empezando ahora, debes investigar si tiene buena reputación (pregunta a conocidos con blog, pide recomendaciones en Twitter, etc) y haz una prueba. Siempre puedes exportar tu lista de suscriptores más adelante si lo deseas (importarlos a otro lugar puede ser una molestia, hablaré de eso en un artículo posterior).

Para seguir la serie (en inglés): #LBB
Marketing Positivo, Actualizado en: jueves, noviembre 18, 2010