Los clientes cambian, ¿estás atento?

Está ese cliente fiel "de toda la vida". Con regularidad infalible compra y repone los producto o servicios del vendedor, llegando al punto de que se ha convertido al inicio de cada año en un componente más del presupuesto bajo el epígrafe "ventas aseguradas"... hasta que un día el vendedor feliz se dirige a sus oficinas a recoger el nuevo pedido... y se encuentra con que un competidor ha recogido ya los frutos de ese árbol.

¿Qué ha ocurrido?
  • Nunca pienses que existen los "clientes fijos", por buena que sea la relación comprador-vendedor al final siempre prevalecen las leyes del mercado y la economía.
  • Ninguna empresa es estática, y menos en un periodo de recesión. Todas luchan por mantener su cuota de mercado, reducir gastos fijos, maximizar beneficios... y eso incluye no sólo a los compradores sino al resto de tus competidores.
  • Las visitas rutinarias del estilo "vamos a tomar un café y charlamos de cualquier cosa" están bien para fidelizar al cliente, pero además hay que estar en constante vigilancia para detectar cualquier cambio como nuevos proyectos, legislaciones que afectan a su actvidad, ofertas de competidores, cambios en la estructura organizativa de la compañía, etc..

Para esto los norteamericanos tiene una frase: "If you ASSUME, you make an ASS out of U and ME". Juego de palabras intraducible, que vendría a significar (con perdón): "Si lo das por supuesto, la cagas por no contar conmigo".

¿Estás tú atento a los cambios en tus clientes?

Foto: twcollins
Marketing Positivo, Actualizado en: viernes, julio 17, 2009

3 comentarios:

  1. Aquí está el riesgo de hacer "demasiado amigo" de tus clientes, que llegas a creer que te van a comprar toda la vida por "amistad", y ya se sabe que donde hay confianza da asco.
    Buen consejo, estaré atento.

    ResponderEliminar
  2. Es muy bueno fidelizar a los clientes y hacerles amigos, eso no perjudica para nada el tema comercial, pero como dice el refrán "no hay que dormirse en los laureles" y estar atento a los cambios. Precisamente hay que aprovecharse de esa amistad o fidelización del cliente para sacarle información y averiguar si estamos en sintonía con el mercado, para que en caso contrario tengamos la habilidad de rectificar antes de que otro recoja las nueces. Estoy de acuerdo con Marlboro de que éste es un buen consejo y hay que estar atento.

    ResponderEliminar
  3. Mar Lboro: tú siempre tan ácido ;-)
    Estoy más en la onda del comentario de Antonio, no creo que la amistad tenga que perjudicar los negocios, lo que sí estoy seguro es que no obtendrás mucha información si no desarrollas un mínimo de empatía con tus clientes. ¿No os parece?

    ResponderEliminar

Respetamos los comentarios de Anónimos, pero se agradece la firma.
Se anularán los comentarios que:
1. No tengan algún tipo de relación con la temática de la nota.
2. Tenga insultos al autor de la nota o a otros comentaristas.
3. Sean de un troll o un hoygan
4. Hagan spam.